Ir al contenido principal

SEGUNDAS OPORTUNIDADES



Visiblemente ilusionado cogió el teléfono fijo e hizo la tan ansiosa y esperada llamada. Durante el intérvalo que duraron los tonos, pensó en su situación. Por lo pronto y gracias al centro de Proyecto Hombre, había quedado totalmente limpio. Ahora tendría que buscar trabajo y afrontar una nueva vida. Lo haría poco a poco y paso a paso. Lo primero era, tal y como le había recomendado el psicólogo, reiniciar de forma sana las relaciones familiares y sociales, mientras echaba currículums. Todo eso sin olvidar que una persona es adicta de por vida, solo que en estado inactivo. A pesar de ello, estaba convencido, tras un año de constante esfuerzo y voluntad plena, de que merecía la pena intentarlo.
Al  cabo de seis tonos, contestaron:

-¿Quién es?

-Ho…hola…

-¿siiii? ¿quién eres?

-Soy yo…Nacho. ¿Cooo…cómo estás?

-¿Coooomo? ¿Cómo Nacho?... Aaah, si...¡uf!

-Si, tu Nacho. ¿Qué tal?...

-Muy bien.

-Me alegro. Esto…he estado fuera un tiempo y acabo de aterrizar por aquí otra vez y…he pensado en ti y me he dicho, voy a llamarla para ver cómo está, ejem

Sorprendidísima hasta el extremo de quedarse unos cuantos segundos en blanco, por fin retomó el incómodo silencio, exhalando un suspiro que parecía denotar lo inoportuno de la circunstancia. Tras la primera reacción le habló tímidamente, en una conversación que duraría tan solo un minuto. El tono era como de obligada cortesía, aunque propio de alguien que acaba de ver resucitar a un fantasma.

Le contó que se había producido un hecho inesperado al tener la oportunidad de conocer a una persona maravillosa con la que se había casado y con la que estaba a punto de tener un hijo. No mencionó para nada la relación que habían mantenido ambos, que evidentemente había sido bastante tortuosa.

Tras la breve explicación y como quien se desprende de una pesada losa por segunda vez, se despidió de él:

-Bueno, me disculparás, pero tengo que dejarte que se me quema la cena. Mi marido estará al llegar. Espero que todo te vaya bien.

-Si, claro. Vamos tirando…

-Dale recuerdos a tu madre. Buenas noches.

-Hasta luego. Me he alegrado much…¡tu tuuuuuuuuuuuuu…!

-Oh, vaya –exclamó-.

Tragó saliva y se sentó un momento para digerir el acontecimiento y meditar: “Esto es completamente normal. ¿Qué esperaba, iluso de mí, que me recibiría con los brazos abiertos? ¿Qué me había prometido amor eterno? ¿Y más con todas las jugarretas que le hice?”

Pero el caso es que se había quedado bastante hecho polvo. Entonces, se levantó y se dirigió al lavabo para echarse agua fría en la cara y reaccionar. Fue después a la cómoda de su habitación, muy bien arreglada y custodiada por su anciana madre y cogió su antigua agenda, donde tenía anotados los contactos de sus amistades con sus teléfonos y direcciones. La tenía escondida en un cajón con doble fondo.

En otra época quizá la impetud y una visión emocional de las cosas notablemente distorsionada por el síndrome de abstinencia, le hubiera hecho hacer lo de siempre, sobre todo, después de un nubarrón como ése, es decir, buscar desesperamente una raya. Esta vez iba a ser diferente. Había tomado consigo la libretilla para adentrarse en la cocina, recordando que ya no fumaba y no tenía ningún mechero. Encendió el gas y abrió uno de los fogones. Allí mismo la prendió fuego con sumo cuidado de no quemar nada. Al momento avanzó hasta la pila y soltó lo poco que quedaba de ella bajo el chorro del agua del grifo.

Triste pero con resignada fortaleza, se puso a acariciar a Max, el gatito persa que había acudido sigilosamente a recibir mimos, mientras sus recuperadas neuronas formulaban la consiguiente idea rupturista:

-En fin, Nacho. Recogemos lo que sembramos. Al fin y al cabo, nadie dijo que la vida fuese un camino de rosas, ¿verdad? Tú lo debes saber mejor que nadie.

Habían pasado seis nuevos meses desde aquello. La consulta era acogedora, predominaban los colores claros y el blanco en la decoración, lo que denotaba pureza y asepsia. El doctor le extendió la mano para saludarle. Nacho notó el vigor con que se la estaba apretando y confiado le devolvió ese gesto con la misma fuerza.

-Siéntese, por favor.

-Gracias.

-Me permitirás que te tutee –dijo con simpatía-.

-Por supuesto.

Adoptando un tono más serio y tras presentarse, comenzó a decir:

-Visto el informe sobre tu caso y después de practicarte el test, podemos decir que tu adicción es una historia de larga duración en el tiempo. Con episodios esporádicos de consumo al principio de iniciarse la adicción, más tarde se cronifica. Solías ingerir alcohol junto con estimulantes desde la adolescencia. El último año antes de tu segundo ingreso, que fue en Proyecto Hombre, se generalizó la ingesta de cocaína. Pero el primero fue en el 2003 en…

Nacho asentía con la cabeza. Todos los datos parecía recordarlos no con demasiada exactitud, pero no pretendía en absoluto cuestionar la labor del nuevo centro que le iba a curar su adicción al alcohol.

-He de decirte Nacho, que no siempre se requiere ingreso hospitalario. Estaría en función de la gravedad del cuadro del síndrome de abstinencia. Si vemos que muestras levedad en los síntomas no sería necesario. Transcurridas entre las ocho y las 48 horas después de abandonar el hábito se pueden experimentar alucionaciones visuales y/o auditivas, pudiendo manifestarse por unas horas o durante semanas. También pueden aparecer convulsiones y en los casos más graves hasta delirium tremens. Deberemos estar atentos a ese ciclo y analizar exhaustivamente si puedes soportar un tratamiento meramente ambulatorio, aunque los primeros días se te prescribirá un tratamiento médico intensivo…

A Nacho le dolía enormemente la cabeza y sentía náuseas. Miró el reloj con impaciencia. Observó entonces que también le temblaban las manos. No había bebido nada desde la noche anterior. Era la una del mediodía y le quedaban dos horas para hacer la visita de rigor a su amiga. Esperaba no estar allí demasiado rato, si no, no le iba a dar tiempo.

-Durante la segunda fase, concluída la de desintoxicación, recibirás tratamiento con psicofármacos para reducir el conocido “mono” e iniciaremos durante ese mismo período de deshabituación la terapia psicológica. Ahora después te pasaremos a enfermería y mi ayudante te explicará con más detalle en qué consiste la farmacología que te vamos a dar, no te preocupes. Te presentaremos además a la doctora que va a aplicarte la psicoterapia. Por cierto, ¿por qué no te acompaña tu madre?

-Es una mujer muy mayor y tiene poca movilidad para hacer desplazamientos largos.

Nacho miraba insistentemente y con seria preocupación su reloj. Ya llevaban casi media hora y su apreciación era que no habían avanzado mucho.

-De todos modos, mantendremos contacto telefónico constante con ella y contigo y supervisaremos un control diario de cómo te encuentras, aparte de tus revisiones ambulatorias y en cualquier caso, siempre estaremos a tiempo de intervenir en el momento de producirse algún agravante o imprevisto, si debemos  proseguir con vigilancia clínica. Para tu tranquilidad decirte que ambos váis a recibir orientación detallada del protocolo a seguir y si tu madre necesita algún tipo de apoyo psicológico durante el transcurso de todo el proceso, no dudes que se lo proporcionaremos.

Al terminar marchó corriendo a coger un taxi. Le quedaban veinte minutos para llegar a la guardería y debía apresurarse. Le metió mucha prisa al taxista que al final protestó por el tono de inquietud que le fue transmitiendo durante todo el trayecto.

Eran las tres en punto. Menos mal. Justo al llegar la pudo ver de lejos con sus vaqueros elásticos y una blusa azul entallada, que manifestaban su atractivo natural. Llevaba a su niño o niña consigo en el carrito. La visualización de aquella estampa era sumamente placentera y además había conseguido recuperar su figura en muy poco tiempo. Dobló la esquina precipitadamente y se escondió detrás de una furgoneta. Por nada del mundo debía ser visto. No ahora. Porque tenía un plan.

La había estado siguiendo durante meses. Al poco de enterarse que tenía marido y estaba embarazada. Estaba viviendo en su antíguo pisito de soltera, con la familia recién constituida. Pero para mayor entusiasmo del proyecto que quería consolidar, la suerte parecía haberle tocado, al menos ese era el pensamiento rupturista actual. Parecía que los dos lo habían dejado. Desde hacía un par de meses la veía en todas partes sin su pareja. Porque en su afán de descubrir si tenía alguna posibilidad de volver, la había estado rondando clandestinamente, a sus espaldas, siguiéndola a diferentes horas del día y consiguiendo pasar totalmente desapercibido en todas las ocasiones. Cada día salía de casa y eso era lo único que hacía, aparte de acudir al bar a beber. Normalmente solía beber solo. El líquido espirituoso le había transformado en un ser solitario, taciturno.
Mas tarde, antes de que cerraran el supermercado compraba botellas de licor, de vino o latas de cerveza. Ese fue el sistema de vida en ese semestre, su modus operandi.

Estaba tan bella, tan genuinamente guapa que el temor a ser descubierto quedó eclipsado por los dones que el universo había depositado en su etérea sílfide. De manera que decidió que no debía esperar más, confirmado el hecho de que únicamente vivía para la criatura, su trabajo y algunas amigas con las que iba de compras o tomaba café. No podía ser de otra manera, era un hecho consumado, la había espiado lo suficiente como para tener la certeza.  Disponía de una segunda oportunidad y éste era el momento propicio. Había decidido que se lo iba a decir, haciéndose el encontradizo en el instante en que saliera de entregar al retoño.

“Vaya, hombre. Qué contrariedad”- pensó para sí-. El hecho es que estaba con una mujer que había entrado hacía unos instantes. Salieron juntas. Debía ser una amiga con la que había quedado. En otra ocasión sería.

Apesadumbrado por el mal resultado, se fue a su casa. Su madre estaba acostada haciendo una siesta. No era lo mejor dejar pasar el tiempo y la vida. Tenía que volver a intentarlo ese mismo día. Armarse de valor y comportarse como un hombre, con toda su buena voluntad. Quizá eso le ayudaría también a sobrellevar la abstinencia y el tratamiento. Al igual que ya había sucedido en el pasado, cabía la posibilidad de que su ex volviera a caer de nuevo rendida en sus brazos, es decir, si seguía conservando el más mínimo sentimiento por él . 
Lo tenía todo premeditadamente calculado, empezaría mañana con el tratamiento porque no iba a ir al control hasta el jueves próximo, dentro de dos días. Así, esta sería la última vez que probaría una cervecita. No iba a hacerle daño tomar una. Se decía a sí mismo que podía controlarlo. Perfectamente, sí. Y le serviría de estímulo para lo que iba a hacer después.

Se encontraba frente a la puerta del edificio donde se ubicaba el apartamento de su ex novia. Sabía a ciencia cierta que el horario de llegada era a las nueve, tras el cese de su jornada laboral y de recogida del bebé. Se tranquilizó cuando observó que venía sola. En el momento de abrir la puerta del coche él pasó por su lado, se paró y se la quedó mirando. Ella levantó la vista y le vió. Pero hizo como que no se había dado cuenta, a pesar de que le tenía muy cerca, a un palmo de distancia.

-Hombre, ¿cómo estás? ¡Qué sorpresa encontrarte por aquí! – Dijo con una amplia sonrisa.

-¿Qué es lo que quieres?

-Mujer, dime que no te alegras de verme. ¿No te acuerdas de los buenos tiempos? Anda dame dos besos…

-No te acerques a mí ni a mi hija.

-Pero…cariño. Solo quiero saludarte. Anda, vayamos a tomar algo…

-¡He dicho que no me toques! ¡Estás borracho! ¡Te dije que estoy casada, he rehecho mi vida, así que haz el favor de dejarme en paz!

-Pero…yo pensé que te alegrarías de verme. No te enfades conmigo, mujer, solo te pido una oportunidad. He cambiado mucho, ¿sabes? No soy el mismo de antes…

-¿Cómo te atreves a molestarme así? Se lo diré a mi marido…

-¿Tu marido? Mientes, no vives con él, no veo que entre ni salga nunca de tu casa…

-¡Pero bueno!…¿me estás espiando? ¡Qué fuerte es esto! ¡No tienes vergüenza!

-No, yo…solo he coincidido contigo en algunos sitios, jeje. Esta ciudad es muy pequeña.

-Mi marido está arriba. ¿Quieres que baje y te dé una paliza?

-No es cierto que estés con él. Tengo pruebas.

-Entérate, vivimos juntos y felices, aunque ahora está  de viaje de negocios. Y de todos modos, ¿ a tí qué te importa?.

-Si quieres, te puedo invitar a algo. Conozco un sitio donde nos atenderán bien. Podremos hablar. Te prometo que solo quiero hablar.

-¡Si no te vas llamaré a la policía!

-Nena, no sabes lo que dices…La policía no me puede arrestar por hablar en la calle con una persona. No es ningún delito.

La chica, que había estado manteniendo las distancias, intentaba bloquearle extendiendo los brazos. Moviéndose ágilmente y mientras Nacho seguía delirando, cogió a la niña y gritándole se fue apresuradamente:

-¡No te atrevas a acercarte a mí, desgraciado!

Nacho se quedó perplejo, al tiempo que veía cómo entraba corriendo en la vivienda. Su delgado cuerpo se tambaleaba sin dar crédito a la humillante negativa que acababa de recibir. Con la lucidez perdida, estaba allí, de pié, llorando y llamándola a voces.

Quizá estuvo media hora, o más. No supo cuantificar el paso del tiempo. Estaba completamente empapado, porque hacía un buen rato que se había puesto a llover. El continuaba inmóvil, mirando hacia la ventana del piso donde vivía, aunque había logrado calmarse un poco.

Entonces escuchó las sirenas de un coche de la policía. Rápidamente dos agentes se habían situado frente a él.

-¿Será éste?

-No lo sé, pero coincide con la descripción. Voy a subir a hablar con la señora.

De acuerdo. A ver, ud., muéstreme su carné de identidad. Parece que ha bebido mucho alcohol, ¿no es así?

-Sí señor. Pero yo no he hecho nada malo. Estaba dando un paseo para despejarme.

-Mire, oiga. Nos ha llamado una mujer para denunciar que un indivíduo en estado de embriaguez la estaba molestando. ¿Me confirma que es ud? –le preguntó el policía mientras anotaba en un papel los datos de su DNI.

-Se confunde, agente,  no he molestado a nadie. Será otra persona.

-Vale, vale. No me cuentes cuentos chinos y date la vuelta- le dijo agarrándole fuertemente del brazo. Le cacheó de arriba abajo y sacó todo cuanto llevaba en los bolsillos y en la cartera. Lo revisó minuciosamente hasta dar con la tarjeta de visita de la Clínica Martos.

-Ahora le voy a conducir hasta el coche. Estese quietecito y no le pasará nada, ¿entendido?

Nacho, compugido y agobiado apenas opuso resistencia. El policía le había puesto las esposas y le había introducido por la cabeza en el interior del vehículo. “Como se suele hacer con los delincuentes”, se dijo mientras intentaba permanecer sereno. “¿Ahora que harán? ¿Me meterán en el calabozo?”.

En vista de que mantenía un comportamiento tranquilo, el agente, en actitud conciliadora, quiso mantener una conversación amigable mientras esperaba pacientemente a que bajara su compañero.

-¿Sabe qué? Creo que estará en buenas manos si comienza un tratamiento médico. Pero antes tendrá que cooperar.

-¿A dónde me llevan? ¿Es necesario que esto lo sepa mi madre? Porque se llevaría un disgusto enorme y está enferma del corazón.

-No, cálmese. Solo le vamos a llevar a comisaría para tomarle declaración.

-¿Y después? – Preguntó casi entre lágrimas.

-Después ya veremos…

En eso estaban cuando se abrió la puerta del coche. El otro policía entró y se sentó en el asiento del copiloto. Hablaba por el walkie talkie: -Si, recibido . La mujer opta por no presentar ninguna denuncia. Afirma que se conocen e insiste en que quiere que se le ayude, cambio…Bien, entonces se confirma que no tiene antecedentes. De acuerdo. Cambio y corto.

En aquel bar climatizado se disfrutaba de un ambiente único e inigualable. Por no hablar de la decoración, que era espectacular. Su capacidad también, cabían más de trescientas personas, se disfrutaba de buen sonido e iluminación, pantalla gigante de vídeo. Este disco-bar era el sitio ideal para pasar la noche. Con servicio de dos barras, barman, donde servían todo tipo de cócteles, licores variados y exóticos, bebidas nacionales, internacionales, marcas variadas, de la casa…Había servicio de aparcamiento, tres baños en cada esquina, dos pistas de baile, terraza...
La  gente era estupenda y de vanguardia, de edades que oscilaban entre los 35 y los 50. La temperatura, muy cálida para el duro invierno exterior. Copas transportadas a manos llenas que recorrían cada metro cuadrado conteniendo el espiritual líquido espumoso, el néctar de los dioses. Para Nacho, que permanecía en la barra extasiado y amodorrado por los efectos del wisky que paladeaba y tragaba con glotonería, aquella experiencia religiosa constituía el summum. Por méritos propios, se había erigido en el paladín de aquellas delicatessen porque bebía y bebía sin parar.

-Eh, tú. Que te estoy diciendo que vamos a cerrar, amigo. Eres el único que queda, ya se ha ido todo el mundo.

-No espera. Ponme la última. Quiero otro wisky. Te lo ordeno – dijo después de echarse un gran eructo.

-¿Pero no ves que estamos limpiando? –Insistía el camarero. Viendo que se había quedado dormido, salió afuera un momento.

Enseguida volvió acompañado por dos guardias de seguridad que fueron directos hacia él. Ipso facto, le cogieron por los sobacos y acto seguido, ni cortos ni perezosos le arrojaron al suelo, cayendo en medio de la suciedad de la acera, de las colillas, papeles, cristales rotos…Se estampó como si fuera un saco de patatas.

-Oye, que este tío no se mueve, está tieso…

-Bah, este pobre diablo solo necesita dormir la mona…Ya se le pasará, Juanan.

-Te lo digo en serio, Blas, el tipo no debe andar bien. Mírale, echa espuma blanca por la boca.

-Hacemos una cosa, lo cogemos y lo dejamos en aquel banco de allí y que se apañe. Que a nosotros no nos pagan para ser hermanitas de la caridad.

-No sé yo, Blas, esto tiene muy mala pinta, pero que muy mala.
                                           

                                              COMITÉ CISNE - LICOR

-->
PINCHA EN LA FRANJA NEGRA PARA DESPLEGARLA Y COMENTAR DESDE GOOGLE +

Comentarios

  1. Hay casos en los que se debe cambiar la vida totalmente. El pasado nada más que te devuelve al principio. Nacho no supo empezar, no fue consciente que su pasado jugaba en contra de él. Situación difícil la que relatas.

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. El entorno también influye poderosamente. Teniendo en cuenta que Nacho se supone que solo tiene a su madre y ésta es una anciana con limitaciones, todo lo demás es fácilmente pronosticable. Quizá se aferre tanto al pasado y a sus recuerdos, porque siente en medio de su fragilidad que su ex compañera representa una de las pocas cosas buenas que le han pasado. Es verdad lo que tú dices, Nel. Además, el pasado es algo que ya no existe. No debería ser un leitmotiv para nadie.
    Saludos, amigo

    ResponderEliminar
  3. A mí me pasó algo parecido con el tabaco, y mira que es nada.
    Hasta que no cambié de trabajo, de ciudad, de vida, incluso, no conseguí dejar de fumar.
    Pero lo más importante de todo es que me di cuenta de que me estaba literalmente matando con una reducción de la capacidad pulmonar a un cuarenta por ciento: Una carrera de veinticinco metros y me ahoga.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. He conocido en vivo y en directo el drama de muchos amigos en mi pueblo donde viví hasta los 14 y de mi ciudad, Valencia, donde vivo actualmente, que en los ochenta murieron por la droga. En aquella época se traficaba fundamentalmente con heroïna entre las capas sociales más bajas. Curioso, ¿no? Y significativo, desde el punto de vista economicista, era lo más rentable entonces para esa industria y la droga más barata que se podía adquirir. De las duras. Dicen (ha sido objeto de análisis y estudio y existe documentación) que el "caballo" (como se la conocía popularmente) hizo estragos entre la juventud de la clase obrera; normalmente se instalaba en los cinturones industriales y en el extrarradio de las ciudades. Una plaga. Algunos dicen que un genocidio a menor escala, lo cual ha propiciado una leyenda, la teoría de la liquidación consciente y planificida social y políticamente por parte de los aparatos de Estado que pretendían debilitar la proyección revolucionaria y los movimientos reivindicativos del proletariado y sus luchas. A mí me tocó muy a fondo, aunque no participara de ello, porque es la clase a la que yo pertenezco, y como digo, perdieron la vida muchos amigos y conocidos míos. La verdad es que esta tesis la apoyo hasta cierto punto, me parece que existe una base científica, no es algo conspiranoico, pero al mismo tiempo, creo que también influyeron otros factores, que es multicausal. En cualquier caso, siempre me pareció chocante la cantidad de adolescentes y menores de 30 años que se perdieron por el camino. No sé si hay un análisis cuantatito, estadístico, porcentual, aunqe lo podría buscar en google. Lo que parece un dato objetivo es que cuanto más al norte te situas, el fenómeno es más ostensible, pasó mucho en ciudades como Vigo o Bilbao, por ejemplo. Lo de Bilbao no debe ser casual, si tenemos en cuenta el auge del nacionalismo independentista de izquierdas y la intensa actividad de ETA en las décadas 80 y 90. Suficiente motivo para actuar secretamente desde el Gobierno y la policía política, ¿no te parece? Un día que tenga tiempo me dedicaré a recopilar información para poder contrastarla mejor. A ver si consigo sacar conclusiones.
    Te agradezco que hayas venido y tu valioso aporte.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Es tan triste como realista lo que relatas con maestría en tu narración, pero sí, mucha gente ahoga sus penas en el alcohol, lo mismo que en otro tipo de drogas. No siempre es fácil llevar una vida triste y gris sin caer en alguna adicción perniciosa, como le pasó al pobre Nacho de tu ficción.
    Besos y feliz semanita. Comparto en mi perfil de G+

    ResponderEliminar
  6. La verdad es que muy erróneamente hay personas que lo toman como una vía de escape, sin tener en cuenta el riesgo que corren y las consecuencias. Y sigue ocurriendo ahora, a pesar de disponer de más información y conocimiento de lo que son las drogas. Triste, pero es así.
    Me complace enormemente que te hayas pasado por aquí y tu aporte, Argonauta. Feliz comienzo de semana. Un beso, amiga.

    ResponderEliminar
  7. buenas tardes genialidad total gracias por compartir saludos cordiales

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola isidro,
      Buenas tardes. Una visita muy grata a este blog, agradezco tu valoración y quedo muy contenta de que te haya gustado. Estás en tu casa.
      Saludos cordiales

      Eliminar

Publicar un comentario

ESTE BLOG SE ENRIQUECE CON TUS COMENTARIOS.
¡¡MUCHAS GRACIAS POR PARTICIPAR!!

Mi otro Blog

LOS POSTS MAS LEIDOS DE LA SEMANA

LA MANSION

Clareaba el día. De inmediato, me acerqué a la ventana entreabierta y respiré el aire purificador de la sierra, a trasluz. Y como en un fondo de óleo, me sentí conmovido por la natural ascensión del sol rumbo a la atmósfera amaneciente, trazada a pinceladas pastel; en esta nueva mañana me era asignado un regalo que desprendía felicidad y el dulce cromatismo de la naturaleza, adornada con tenues tonalidades de ocres y amarillos. La amalgaba de colores quedaba perfectamente mimetizada, dejando tras de sí una estela brillante que se iba difuminando por entre la delgada línea que dibujaba el horizonte y el fresco prado de verde hierba que tenía delante de mis ojos, acotado por las vallas que delimitaban el jardín privado. Así era como yo veía las cosas. De forma sutil, etérea, sublime.
Llegó la hora del desayuno, pero como de costumbre, mi estómago rezumaba inapetencia mientras paseaba por los vastos rincones del salón, repletos de pilares y tabiques del siglo XIX. Habían sido apuntalados …

REVOLUCIÓN INDUSTRIAL: POEMA SANGRIENTO

Trabajando con fuego y acero, del telar a la máquina, del cultivo, al montaje, lo que se urde en la cadena me fabrica la mortaja. Es la producción denigrante, que adiestradamente cambia, mi tierra por un patrón,  el trigal por un centavo, creando miseria al esclavo,  en fábricas y talleres. Ni siquiera el Infierno contempla, reinado de Don Banquero, con las huelgas no nos queda,  sopa, tocino o pan negro. Por eso mujeres y niños, que son los nuevos obreros, en carromato viajan hacia el Mitin de San Pedro. La Revolución Industrial crece, y aumenta la demografía; hambre con explotación se alía, en un opio de 14 horas por la sangre derramada. El Proletariado nace, se hace con fuego y acero..


China Crisis - Working with fire and steel


-->  Coméntame qué te ha parecido el post y yo te responderé encantada. ¡No olvides que en este blog lo más apreciado eres TU! Queridos amigos, seguidores y lectores: como habréis observado se ha cambiado el sistema de comentarios. Ahora en este blog se ha implementado DISQUS. …

LOS LIBROS Y EL NUEVO MUNDO (Microrrelato)

Y finalmente, el Caos, que había dado origen al Universo Cosmológico ancestral se expandió sobre sí mismo concentrando un inconmensurable abismo sin fondo sumido en la oscuridad. En este mundo paralelo cronológicamente anverso y con temporalidad de futuro, todo ocurrió en modo antagónico a la creación terrenal que los hombres habían experimentado en el otro viejo lugar, como una realidad independiente de dicha percepción humana, percepción en modo alguno conocedora del símil formador que se estaba gestando en esta lejana nueva galaxia multidimensional.
El Caos de este otro lado, siendo también principio de todas las cosas, parió una tierra novedosa, después de engullir todo lo que yacía como materia y de sucumbir a las tinieblas de lo finito. Este agujero negro de concentración de masa elevada que había generado hacía años luz un campo gravitatorio similar al de la Tierra, pasó tras el fuerte estallido, de la nada al algo, de la materia y la antimateria al contenido de moléculas y átom…

POESÍA DEL ALMA CHICA

ABRIL
Llueve.  Resbalan las gotas por el frio cristal 
empañado de vaho. Afuera los niños gritan y corren. El ruido de una comba inocente, ¡zas!,  viento y arcoiris preparan el futuro incierto. Niños, cuerdas, tirachinas y pelotas de reglamento  se entremezclan en un batiburrillo infantizoide. La nocilla es untada con pasión por una enseñante  entregada a la rutina de la represión. Mujer cultivada que llora  mientras recibe la represalia del amante 
sobre sus facciones.  El cristal enmudece 
al son de la lluvia líquida.  Pareciera guardar un secreto inconfesable. El arcoiris representa la reparación simbólica 
que no llega en los hechos. El viento desata su furia. 
Igual que un amante iracundo. Como un recuerdo de los clamores 
ahogados en la noche. Una mañana conciliadora. 
La violencia ocultada. El pan con nocilla y una clase de matemáticas 
son la tregua al horror. Paz sin principios. 
Mujer devota. 
Resignación. 
Silencio. La tarde se enquista. 
Se aproxima irreflexivamente. Hay riñas. Las traviesas manos 
se disp…

"EL GRITO" DE MUNCH, MUCHO MÁS QUE UN CUADRO

Creo que todos o prácticamente todos, conoceremos la archifamosa obra pictórica"El Grito", deEduard Munch,que fue un pintor y grabador noruego nacido en 1863. El cuadro se enmarca dentro de lacorriente expresionista.
Al igual que le sucede a mucha gente, siempre me llamó la atención este cuadro por la fascinación que desprende y por su visualidad y expresividad. Se podría catalogar como la caracterización más genuina de la angustia humana en el terreno pictórico. De hecho, Munch, guarda otras obras con esta temática. Como no soy experta en obras de arte, ni en pintura y mucho menos una purista de la ciencia artística, dejaré en manos de los expertos y críticos el análisis más formal del legado de este cuadro. Voy a limitarme en este post a exponer detalles, esbozos psicológicos, curiosidades y otras ideas originales derivadas de la representación de El Grito,así como los elementos y manifestaciones que hayan podido influir con posterioridad y como repercusión. De entrada, os …

NOSOTROS, LOS GATOS (II)

!Yuuuju! ¡Hola, mis lectores! ¿Qué tal? Miaaaaau...

Quiero presentarme ante todos vosotros, dejando claro, en primer lugar, que soy una "chica mala"...ajajajaja...ajajajaja...ajaa...¿eh?...ejem, esto...ya veo que...ejem...
Bien. En el mundillo del cómic, se me conoce comoCatwoman, o si lo preferís, Gatúbela, mi nombre hispano. En realidad no soy del todo mala, aunque tampoco una monjita de la caridad, por así decirlo. Soy una figura muy carismática, sensual y poseedora de un carácter ambigüo y una personalidad compleja, con un alma dual, mitad mujer, mitad, gata. Pero antes de continuar hablándoos de mí figura, quiero remarcar que, en principio, no me correspondía a mí elaborar esta entrada. ¡Oh! ¡nooo!¡ni mucho menos! ¡porque la verdad es que no tengo tiempo, me paso la vida en la calle dedicada a robar a los ricos de Gotham! Pensé que se iba a encargar...¡dios!, no quiero ni mencionar a esa estúpida mujer...Selina Kyle...¡fuuuu! Como habréis sospechado es mi otro yo.  De todo…

LAS NUEVAS PLANTILLAS DE BLOGGER, MUCHO MAS PROFESIONALES

Como sabéis, este blog es literario y cultural y no suele tocar cuestiones relacionadas con el diseño o la programación en html, entre otras cosas, porque no es su función, ni es mi campo. Para nada soy una entendida en esos temas. Sin embargo sí he hecho algunas excepciones puntuales, siempre bajo mi experiencia y uso. Cuando he tenido que realizar alguna modificación o emplear alguna técnica concreta que varía el aspecto de alguna sección, entonces he hecho una entrada especifíca hablando de ello. Para eso tengo una apartado dedicado a esta labor que podéis encontrar en una de las pestañas del Menú de cabecera: Blogging
En esta ocasión quiero hablaros de un tema interesante a este respecto y que puede venirnos bien a quienes pertenecemos a Blogger.
Hace días nos llegó el aviso de que había nuevas plantillas para usar. Estas plantillas son compatibles con todos los dispositivos, pantallas (cualquier resolución) y sistemas operativos.
Lo que ha hecho Blogger ha sido implementar nuevos …

LA PRACTICA NO REMUNERADA EN RESTAURANTES ESTRELLA MICHELIN GUARDA UNA RELACION DIRECTA CON LA REFORMA LABORAL

La práctica no remunerada en restaurantes Estrella Michelín guarda una relación directa con la reforma laboral.

No busquemos al chivo expiatorio de turno, los culpables de la crisis y de las medidas de saqueo e intervención de la economía que se aplican a través de la política como factor dirigente, son: la oligarquía financiera aliada y dependiente del Imperialismo. Los responsables no son las empresas pequeñas ni medianas, ni las marcas de prestigio gestionadas por el emprendedor que ha formado un imperio o un emporio. No, no lo son ni Amancio Ortega, ni Juan Roig, ni Jordi Cruz. El FMI ha impuesto la reforma laboral, la "madre de todas las reformas". Y la Troika ha secundado el proyecto de saqueo y de recortes como socio de segundo orden.

No quería hablaros del problema de las prácticas en empresas, los contratos becados en la Universidad y los cursos de formación reglados que imparten asociaciones directamente vinculadas con el SERVEF, ligado a la polémica de las controver…

FASCINACIÓN OCHENTERA

Un fascinante recorrido por la Década de los Ochenta, sus iconos sociales  y culturales, la moda, usos y costumbres, la historia de la televisión, el cine, el marketing publicitario, la Movida y sus tendencias vanguardistas: La New Wave y con ella el Tecnno, la música electrónica, los Neorrománticos, la corriente-movimiento en Madrid y en las principales ciudades, también con un análisis sociopolítico de la Transición Española...¡No te lo pierdas! Recordatorio para nostálgicos y curiosos que incluye una estimulanteselección de vídeos!...
















Costumbres de la adolescencia
En 1980 yo tenía once años y además de padecer el típico acné puberil, sentía ilusión por los nuevos cambios que comenzaban a aflorar. Recuerdo que solía reunirme por las tardes, al salir de clase, con mis amiguitas en la casa de alguna de ellas o en la mía propia para escuchar música con el tocadiscos de vinilo o el radiocassette.

Observé que muchas niñas de mí círculo de amistades tenían un equipo de sonido donde l…

UNA NIÑA

Una niña se presenta con su halo de pureza,   de belleza sibilina, que adivina pesadillas  y atesora reinos oscuros.  Niña de carne y hueso, de contiendas ya perdidas. Diosita de los miserables, adoptada en orfanato, mártir de los Evangelios, ángel de las vanidades.  Vanidades de hombres malos, grotescos, endemoniados. La niña sin hacer caso, va a la escuela, aprende, juega, recoge flores del campo y reza mucho, sobre todo, reza.  Niña que con la miel en los labios,  disfrutará poco tiempo, de aquí a pocos años; hasta que su virtud transmute, pues pronto se le abrirán los ojos y se los sujetarán con pinzas, para que se vea a sí misma y en qué la han convertido. Ojiplático destino. Una vez más, como tantas otras veces,  trascenderá, manchado con sangre de Estado, lo que dicta el enunciado. Será objetivo de la insidia, en jardin envenenado, paseando cuerpo enjuto, de carbono amortajado. Niña que regalas ciencia, entre bondad y querencia,  es tu candor una vela, de llamarada serena.  Esperanza que se pier…