Ir al contenido principal

EL SELECTO CLUB (Microrrelato)


Aquellos rostros y figuras incorruptas pernoctaban en la fiesta envueltos en una fulgurante aureola de misterio.
Mientras Elvis y Lennon interpretaban a dúo la mítica balada "Can't help falling in love", al calor de la chimenea de leña, Walt Disney le hacía una caricatura a Jimmy Hendrix, que fumaba un Cohiba Behike, el habano más caro del mundo. Por su parte, Diana de Gales y Michael Jackson, bailaban dulcemente agarrados al son de la música. En una sala contígua de la mansión, Marilyn, sostenía su sibarita copa de Johnnie Walker Black Label. Ella siempre le ganaba la partida de ajedrez a John Kennedy, aunque lo que más le crispaba al ex-presidente norteamericano era la inteligente perspicacia que demostraba tener siempre la tentación rubia en materia de política.
La velada nocturna fue todo un éxito y también estuvo animada por otras celebridades. La paradójica realidad que se ocultaba tras su anonimato confirmaba que ninguno de ellos había muerto, a pesar de lo que dictaminaba la versión oficial.
Después de la cena, los miembros del selecto club, alzaron al unísono sus copas para brindar, como ya era tradición en cada convención anual y bebieron de un solo trago aquel líquido verde espirituoso, el elixir de la inmortalidad.




Andrés Calamaro - Elvis está Vivo



Elvis Presley - Cant't Help Falling In Love

Dame tu voto en HispaBloggers!

-->
Coméntame qué te ha parecido el post y yo te responderé encantada. ¡No olvides que en este blog lo más apreciado eres TU!
Queridos amigos, seguidores y lectores: como habréis observado se ha cambiado el sistema de comentarios. Ahora en este blog se ha implementado DISQUS. La manera de comentar es sencilla, si no queréis registraros directamente en DISQUS (nueva modalidad de conversaciones donde también existe un foro) podéis loguearos desde vuestra cuenta de Facebook, Twitter o Google + y simplemente introducir vuestro comentario. Si no queréis loguearos tenéis la opción de comentar como "Invitados", abajo a la derecha.


PINCHA EN LA FRANJA NEGRA PARA DESPLEGARLA Y COMENTAR DESDE GOOGLE +

Comentarios

  1. Perfecto y bastante desconcertante pensar en todos ellos juntos y escondidos. El detalle sobre la audacia política de Marilyn, genial. ¿Habrá elixir espirituoso para los que no somos leyenda?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Javier,
      ¡Qué paradojico resulta el relato!, ¿verdad? ellos queriendo huir del mundanal ruído, de los fans y de la fama mientras la gente de a pie contribuimos a forjar sus leyendas...
      Con respecto a nosotros, las almas convencionales, estoy convencida de que lo que nos falta es tiempo, estamos demasiado ocupados en llegar a fin de mes, como para pensar en la inmortalidad, jeje

      Muchas gracias por tu visita y por participar en este espacio de amistad, estás en tu casa.
      Un abrazo

      Eliminar
  2. ¡Lo sabía! ¡Elvis está vivo! junto con los demás.
    ¿No será que los que seguimos la estela de los grandes personajes somos los que les hacemos eternos con nuestro recuerdo perenne?
    En todo caso te ha quedado un micro-relato redondo donde solo te a faltado mi entrañable Groucho Marx.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Francisco,
      Y eso que una frase célebre de Grouxo fue "Jamás aceptaría pertenecer a un club que me admitiera como socio", jajajaja, tiene guasa!!
      Pues tienes toda la razón, yo creo que fuera elixires, en el recuerdo perenne de los pobres mortales hacia sus ídolos, está el secreto de la eterna juventud, su recuerdo inmortal ;)
      Como siempre, disfrutando de tu grata compañía.
      Besos y feliz domingo

      Eliminar
  3. Todos ellos siguen vivos de alguna manera, mientras la mayoría pasaremos sin hacer ruido. Interesante y gran micro Marisa. Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jordi,
      Siempre nos quedará la huella de su obra, es la prueba de que son seres inmortales.
      Muchas gracias por tus palabras y tu compañía, siempre es una alegría recibirte.
      Abrazos

      Eliminar
  4. Debe cansar eso de la fama, la fama a esos niveles, y sería maravilloso a veces poder huir del mundo. Una selección de lujo desde luego. Me gustó la serenidad que desprende el relato, después de haber vivido la tempestad estos señores disfrutan de una calma muy placentera. Estupendo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Miguel Ángel,
      El relato les presenta como hombres y mujeres privilegiados, lejos de tortuosas existencias y controvertidas experiencias de fama y gloria mediática, como muchos de ellos reflejaron en sus vivencias vitales.
      Por eso la visión que se da es positiva, aunque claro, no dejan de formar parte de un selecto club cerrado. Si fuésemos más allá, cabría preguntarse, ¿serán felices o echarán de menos la vida que han perdido, tras el anonimato y el secretismo?
      Es un placer tenerte aquí de nuevo. Veo que te has hecho seguidor, aunque sé que me lees y comentas en el blog frecuentemente. Muchas gracias, amigo.
      Un abrazo

      Eliminar
  5. Respuestas
    1. Hola Juan Carlos,
      Me alegro de que el micro haya sido de tu agrado. He intentado preservar la memoria de todos ellos lo más elegantemente posible, ya que para muchos de nosotros su esencia sigue viva en forma de música, de película o en escritura. Este es mi sencillo homenaje.
      Un placer tenerte aquí y disfrutar de tu compañía. Nos seguiremos leyendo y visitando.
      Un fuerte abrazo

      Eliminar
  6. Ah me encantó, hasta vi a Michael bailando cachete a cachete con Lady Di. Ojalá estén vivos en algún lugar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Mendiel,
      Encantada de que estés aquí, es un placer contar con tu compañía.
      Hay una escena en la película "La muerte os sienta tan bien", donde aparecen toda una retahíla de personajes célebres, algunos mencionados en este relato, a partir de la cual me inspiré. Todos ellos pertenecían a un selecto club de privilegiados que habían alcanzado la inmortalidad tras ingerir una pócima que elaboraba una sociedad secreta actuando en clandestinidad. Me pareció un tema original, aunque ya se ha referenciado en otras ocasiones en cine y en literatura, claro.
      Me alegro de que te haya encantado, me llena de ilusión. A lo mejor hay algo de verdad en esta historia-leyenda, ¿quién sabe? ;-)
      Un abrazo

      Eliminar
  7. Ah me encantó, hasta vi a Michael bailando cachete a cachete con Lady Di. Ojalá estén vivos en algún lugar.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

ESTE BLOG SE ENRIQUECE CON TUS COMENTARIOS.
¡¡MUCHAS GRACIAS POR PARTICIPAR!!

votar follow us in feedly Dame tu voto en HispaBloggers!  Estadísticas
Donar. Más información
MundoLiterarioTusrelatosUnión Hispano Mundial de Escritores
NetWriters